En busca y captura de las mujeres techie

El sector IT es un mundo en constante evolución y uno de los que más ofertas de empleo genera en el mercado laboral, ofreciendo unas condiciones económicas realmente envidiables por el resto de sectores. Sin embargo, la mayoría de sus especialistas altamente cualificados está compuesta principalmente por hombres. La presencia femenina es menor, pero es aún más preocupante afirmar que la cifra de mujeres dedicadas al mundo del software no cesa de disminuir año tras año.

No hace falta irse muy lejos para encontrar datos que demuestren lo anterior. En Barcelona,  hay 11% de mujeres frente a un casi 90% de hombres developpers presentes en dicho sector. El año anterior, solo el 17% de las vacantes de Page Personnel en el sector tecnológico fueron cubiertas por mujeres, mientras que este año, sólo el 8% de los placements de Page Personnel en posiciones de desarrollo de software corresponden a mujeres. Al mismo tiempo que estas cifras siguen disminuyendo  y el sector se masculiniza cada día más, existen clientes que pretenden luchar contra esta tendencia y preguntan por la posibilidad de encontrar mujeres techies para diversificar sus equipos de software. De esta manera, las mujeres se convierten en un perfil cada vez más solicitado, no sólo por sus capacidades técnicas sino también para dar una visión más humana y social en un sector, hasta ahora, liderado por hombres.

Las razones de esta desigualdad no son un misterio: motivos culturales, existencia de estereotipos y quizás, una falta de referentes femeninos que sirvan de inspiración para el resto de mujeres. Marissa Mayer, ingeniera informática que fue Directora ejecutiva de Yahoo!, es la excepción que confirma la regla. Se ha convertido en una fuente de motivación para las mujeres rompiendo con los paradigmas hasta ahora establecidos, y enfrentándose al clásico perfil masculino de geeks y hackers capaces de pasar noches enteras delante de un ordenador.

La dificultad que existe en el mercado laboral para la captación de talento de expertos en tecnología se debe también a la propia elección de los estudios universitarios. Ellos siguen acaparando las carreras técnicas con más del 70% de alumnos masculinos en informática, telecomunicaciones, matemáticas mientras que ellas se decantan más bien por disciplinas sanitarias, humanidades, o ciencias sociales y jurídicas.

Por lo tanto, la demanda de técnicos/as no crece al mismo tiempo que el número de candidatos/as. Sin embargo, gracias a las Code Academies, como Ubiqum, casi una quincena de mujeres sin experiencia técnica están en proceso de formación para darles la oportunidad de entrar en el mercado laboral con más proyección del momento. Esto no sólo ayuda a fomentar la creación de empleo, sino que además se reduce el gap de género en el sector de la tecnología.

Si echamos la vista atrás, vemos que las grandes etapas de la historia han sido marcadas por grandes mujeres. Marie Curie le llevó la contraria a un mundo donde los hombres eran científicos y genios, y las mujeres humildes amas de casa. Ser mujer no le impidió acercase a su vocacion, y su tesón le valió dos premios Nobel. Y es que la sociedad no debe decirnos dónde encajamos cada uno… Marie Curie abrió las puertas en un mundo científico dominado por hombres y Marissa Mayer en la tecnología.

¡¡ La siguiente puedes ser tú !!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *